Related photos
Page
of 1
<
>
Reference : V-P-PE-E-01140
Date : 02/11/2019
Country/Region : PERU
Caption : Ayacucho. Mothers member of the National Association of Relatives of Kidnapped, Detained and Disappeared in Peru (ANFASEP) perform a dance to send good news to their beloved ones.
Photographer : VALCARCEL, Alex
Confidentiality level : public
Publication restrictions : publication without restrictions
Copyright : ICRC
Description : ICRC sitio webio, artículo, 07.11.2019
La danza es una manera de decir lo que no se puede expresar con palabras. Así lo han entendido las socias de Asociación Nacional de Familiares de Secuestrados, Detenidos y Desaparecido del Perú (ANFASEP) quienes se organizaron y participaron en una presentación artística, planteada como un ritual que reinterpreta la celebración tradicional por el Día de los Muertos.
Allin Willakuykuna se traduce del quechua al español como "buenas noticias". Esta acción pública se llevó a cabo en el Patio de la Municipalidad de Huamanga, Ayacucho, bajo la dirección de Alejandro Clavier, director del grupo de teatro Sala de Parto y la directora de coreografía de la Pontificia Universidad Católica del Perú, Mónica Silva Macher.
La presentación contó con la música del compositor ayacuchano Kayfex y una presentación especial de la intérprete local Renata Flores.
"Las vivencias pueden ser tan complejas y llenas de contradicciones que un discurso no necesariamente puede dar fe de su real dimensión. Los recuerdos se hacen sensaciones y el movimiento es un canal muy real de darle forma, porque danzar cura", explicó Mónica Silva. Para el Comité Internacional de la Cruz Roja y Sala de Parto, coorganizadores de este evento, Allin Willakuykuna fortalece las capacidades de expresión de las participantes a través de la exploración del movimiento corporal, contribuyendo a su proceso de superación del dolor, en medio de la búsqueda de sus familiares desaparecidos durante el periodo de violencia entre 1980-2000. A lo largo del acto escénico, las bailarinas se comunicaron a través del lenguaje del cuerpo con sus seres queridos desaparecidos, compartiéndoles mensajes de buenas noticias sobre muchos de los acontecimientos que han pasado en sus vidas desde la última vez que los vieron. "Esta actividad ha sido una terapia para todas las mamás. Con las buenas noticias que hemos contado, a algunas nos ha vencido las lágrimas, porque les hemos contado que ya tienen un nieto, sus hijos que ha dejado chiquititos ahora están jóvenes, son ya profesionales. Nosotros estamos bien, ojalá que ellos también estén bien donde estén", comentó Adelina García, presidenta de ANFASEP. En el Perú hay alrededor de 20.511 personas desaparecidas durante las décadas de violencia, según el Registro Nacional de Personas Desaparecidas y Sitios de Entierro (Renade). La búsqueda avanza, pero mientras tanto los familiares no descansan en sus esfuerzos por saber qué sucedió con sus seres queridos. El proceso ya lleva más de 30 años y la afectación emocional junto con el paso del tiempo causa preocupación porque muchos familiares no sólo cargan consigo un sufrimiento constante, sino que algunos de estos llegan al final de su vida sin obtener respuesta sobre la suerte de sus seres queridos.
Original material : digital
Resolution : 6000x4000
Orientation : landscape
Colour/B&W : colour

×
×